Compartir
  • 69
    Shares

Siguen apareciendo cada vez más pruebas sobre las andanzas del expresidente colombiano y líder paramilitar, Álvaro Uribe.

Durante años, Álvaro Uribe ha eludido las acusaciones de que ha favorecido a las milicias paramilitares culpables de masacres y asesinatos selectivos contra sindicalistas y simpatizantes de las guerrillas izquierdistas.

Pero un video grabado en octubre del 2001 muestra a Uribe durante su campaña presidencial dándole un apretón de manos a Fremio Sánchez Carreño, alias comandante Esteban, un jefe paramilitar que fue arrestado por varios cargos de homicidio solo unas semanas después del encuentro.

Según el video, el encuentro ocurrió el mismo mes que los paramilitares fueron clasificados como una organización terrorista por el Departamento de Estado de los Estados Unidos.

Unas 600 personas fueron asesinadas de manera selectiva en el 2001 en Barrancabermeja, lugar de una de las reuniones que se muestran en el audiovisual.

El comandante Esteban, en los meses antes de la reunión, amenazó de muerte en varias cartas a los dirigentes de Credhos y varios sindicatos.

Los paramilitares también asesinaron una docena de sindicalistas para destruir tres sindicatos locales ese mismo año, dijo Oscar Sánchez, de la oficina regional de Unión Sindical Obrera, el sindicato de la industria petrolera.

Más de 800 sindicalistas fueron asesinados en Colombia en los siguientes seis años, según cifras del gobierno colombianos.

Redacción Lechuguinos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here