Nikki Haley - EEUU - Nicaragua
Foto: Lechuguinos.com
Compartir
  • 483
    Shares

EEUU desenmascaró su talante imperial en la ONU afirmando “sabemos que estamos solos pero no importa” sobre continuar el bloqueo a Cuba

Como una ofensa y total expresión de irrespeto a la comunidad internacional y de desconocimiento de la realidad cubana y latinoamericana, puede calificarse la intervención hoy de la representante de Estados Unidos ante la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas (ONU), en la que se condena el bloqueo económico a Cuba y aisladamente EEUU persiste en mantenerlo.

Con el respaldo de la mayoría de los países integrantes, Cuba se alzará nuevamente victoriosa este 1 de noviembre en las Naciones Unidas ante la recurrente soberbia imperial, esta vez representada de manera perversa por el presidente Donald Trump, quien ha retomado la fracasada bandera del criminal bloqueo y de las torpes justificaciones para la injerencia, propias de la Guerra Fría.

La embajadora ante Naciones Unidas, Nikki Haley, confirmó que su país votará hoy en contra de la resolución que anualmente aprueba la Asamblea General, después de que en 2016 la Administración de Barack Obama se abstuviera por primera vez.

El texto cuenta todos los años con un apoyo casi total de los Estados miembros de la ONU, pero Haley insistió en que EEUU no “tiene miedo al aislamiento” y defenderá sus “principios” incluso si tiene que hacerlo en solitario.

Los oradores que en nombre de bloques e instituciones diversas han intervenido momentos antes de producirse la votación, han condenado enérgicamente ese genocidio y han pedido al Gobierno estadounidense que rectifique su política hacia la mayor de las Antillas, además de exigirle la devolución del territorio ilegalmente ocupado que ocupa la Base Naval de Guantánamo.

 

Reducción Lechuguinos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here