El Enviado Especial de Venezuela Alex Saab reiteró en una conmovedora carta que es “un patriota y un hijo agradecido de Venezuela".

El Enviado Especial de Venezuela Alex Saab reiteró en una conmovedora carta que es “un patriota y un hijo agradecido de Venezuela».

El embajador venezolano Alex Saab difundió una nueva misiva a través de sus abogados luego de conocerse la sentencia del Tribunal Constitucional de Cabo Verde.

En el texto el diplomático relata lo que ha vivido en más de 450 días de secuestro y las ilegalidades que han caracterizado el proceso que se le sigue en Cabo Verde a instancias de los Estados Unidos.

Saab manifiesta su profundo agradecimiento al Presidente de la República de Venezuela Nicolás Maduro, a su esposa Camila Fabri, a sus hijos, al equipo de defensa y al pueblo venezolano por su solidaridad.

A continuación, presentamos el texto completo de la carta:

Fui secuestrado hace 455 días mientras realizaba una Misión Especial humanitaria en plena pandemia de Covid-19.

Poco después de comenzar mi forzado viaje por el sistema jurídico de Cabo Verde, me dijeron que el Tribunal Constitucional de Cabo Verde está formado por jueces que son justos y entienden cómo proteger el buen nombre del país. Me dijeron que el Tribunal era el «guardián de la Constitución”.

El 7 de septiembre, los llamados Guardianes de la Constitución emitieron una decisión sobre mi recurso contra la extradición a Estados Unidos. No estoy seguro de por dónde empezar a describir este fallo, sin embargo, permítanme intentarlo.

Está mal escrito, mal argumentado y es jurídicamente incoherente. Utilizar la ley con fines políticos, o hacer lawfare, para que tenga éxito requiere que los jueces que lo lleven a cabo tengan algún talento inherente que, por desgracia, parece estar ausente en los numerosos jueces de Cabo Verde que se han sentado a juzgarme en los últimos 15 meses. Sencillamente, el resultado es jurídicamente deplorable.

A toda la basura sensacionalista que han empezado a escribir o tuitear sobre mi desaparición y «extradición como si fuera una certeza, permítanme decir lo siguiente:

Muchos de ustedes, los mismos vendedores de medias verdades y mentiras, dijeron alegremente al mundo que estaría en Miami a los pocos días de mi secuestro. 455 días después, aunque sigo secuestrado en Cabo Verde y a pesar de la sentencia de ayer, sigo confiando en que prevaleceré en mi batalla contra la extralimitación judicial por motivos políticos de Estados Unidos. No importan las pruebas falsas, ni la cantidad de presiones políticas aplicadas por Estados Unidos, ni el alcance de la conspiración moralmente corrupta de Cabo Verde con sus nuevos amos coloniales, no capitularé y simplemente me retiraré.

No tengo sino palabras de agradecimiento por contar con el apoyo del presidente Nicolás Maduro, su gabinete y el pueblo venezolano en estos últimos 15 meses. Además, cuento con el apoyo inquebrantable de mi esposa Camilla y mis 5 hijos. Mi equipo jurídico ha elaborado una extraordinaria defensa que ha sorprendido a muchos detractores y tengo plena confianza en la capacidad del equipo para garantizar mi regreso seguro a Venezuela. No dejaré ninguna piedra legal sin remover ni ningún foro sin explorar para conseguir mi libertad.

A mis amigos, a mi familia y al pueblo de Venezuela les digo esto: Soy un patriota y un hijo agradecido de Venezuela. Jamás traicionaré a la República Bolivariana, al presidente Maduro y al valiente pueblo de Venezuela. Con la fuerza que me da saber que soy completamente inocente de las falsas acusaciones de los Estados Unidos, espero estar de vuelta en Venezuela a tiempo para apoyar al presidente Nicolás Maduro y al PSUV en las próximas elecciones de alcaldes y gobernadores en noviembre,

Leal siempre. ¡Venceremos!