Irrumpen de madrugada funcionarios de la CIA a la prisión domiciliaria del Diplomático Alex Saab

El comité internacional, de visita en Cabo Verde, denunció que el embajador Alex Saab ha sido víctima de torturas físicas durante su ilegal detención.

Filipe Texeira, obispo estadounidense que encabeza la delegación humanitaria por la liberación de Álex Saab, retenido ilegalmente en Cabo Verde desde el 12 de junio de 2020, aseguró que durante su encarcelamiento, el diplomático venezolano ha sido sometido a torturas físicas.

«Nosotros hablamos con el representante legal de Álex y nos dijo que sí, que le miró las manos y que se reportó que durante la primera semana fue torturado y forzado a decir cosas», dijo Texeira en una entrevista concedida en exclusiva al periodista Michel Caballero para LaIguana.TV.

El religioso aseguró que la delegación, de la que también participan los activistas estadounidenses Sarah Flounders y Roger Harris, así como el político caboveridiano Pericles Tavares, pretende encontrarse en persona con Saab para comprender detalladamente su situación y exponerla ante el mundo.

Sin embargo, desde el inicio, su misión ha estado llena de obstáculos, pues cuando acudieron a la sede de la policía en Isla de Sal, donde está preso el funcionario venezolano, no pudieron conseguir una autorización.

Aun así, decidieron aventurarse hasta el sitio de detención, pero fueron interceptados por policías fuertemente armados, que les impidieron el acceso a la residencia.

«A decir verdad, todavía estamos a la espera de que haya una autorización oficial para que nosotros podamos hacer una visita a Álex Saab, estamos esperando que nos digan sí o no, pero todavía no tenemos eso», explicó.

Asimismo, descartó la versión según la cual el venezolano estaría alojado cómodamente en una residencia, en lugar de apresado e incluso, secuestrado, por un gobierno extranjero, como realmente sucede.

«La Corte de Cabo Verde ha dicho que Álex no está preso, que Álex está viviendo en su casa. La verdad es que no, porque si fuera una residencia, Álex podría tener teléfono, televisión, internet y podría traspasar la puerta, pero no tiene nada de eso y hay guardia policial con armas de fuego 24 horas (…). Por tanto, hay una mentira muy grave cuando se dice que Álex está viviendo en su residencia. No, Álex está secuestrado por la República de Cabo Verde (…). Eso es lo que queremos que el mundo entero sepa: que Álex Saab está preso», argumentó.

Su experiencia con las altas autoridades de Cabo Verde, tampoco ha sido distinto. Texeira refirió que «hay mucha corrupción» en el país, «la ley no se cumple» y las instituciones reproducen de el «desorden social» presente.

A ese respecto, indicó que su grupo había «hecho de todo» para encontrarse con el presidente, con el ministro de Justicia, con el Procurador General, pero se toparon con un muro de silencio: «No hay diálogo, no hay comunicación», añadió.

Pese a esto, no están dispuestos a desistir y por ello viajarán mañana a Praia, capital de la república africana, donde aspiran encontrarse con estas personalidades. «Queremos un diálogo, queremos comunicarnos, hablar, para ver cuál es la mejor solución para el pueblo caboverdiano y para el mundo entero, para América Latina, para África. Queremos que haya una justicia inmediata, ahora», afirmó.

Para ellos está claro que Saab fue secuestrado injustamente por la República de Cabo Verde y que el caso tiene un talante eminentemente político. También que Estados Unidos está detrás de toda esta operación para la que Cabo Verde ha sido un colaborador necesario y de la cual el embajador venezolano es una víctima colateral.

«Nosotros queremos decir al mundo entero que Álex Saab es un buen samaritano, que es un hombre de mucha calidad que está procurando la manera como asistir al pueblo de Venezuela en estos momentos tan difíciles y por eso es que nosotros, como delegación humanitaria, lo entendemos. Nuestra misión es gritar por los sin rostro, porque entendemos que los venezolanos necesitan de nuestra ayuda», señaló para concluir.

Redacción LaIguana.TV