! Bolsonaro llama “idiotas” a quienes piden vacunación contra Covid-19
Foto: Lechuguinos.com

El miserable de Jair Bolsonaro, llamó idiotas a quienes solicitan ser vacunados en contra del Covid-19 en su país.

Mientras Brasil se mantiene como epicentro mundial de la pandemia, en tercer lugar con más contagios y el avance de la peligrosa variante del coronavirus en su territorio amenaza con cobrar más vidas, el presidente Jair Bolsonaro llama idiotas a los ciudadanos que claman por vacunas.

En cifras concretas el país amazónico superó los 10.796.506 contagios en medio de la pandemia por la covid-19 y más de 261 mil muertes. A escala global es la segunda nación con más fallecidos a causa del virus, luego de Estados Unidos.

Sin embargo, en un comparecencia pública durante su visita al estado de Minas Gerais, Jair Bolsonaro aseveró que “hay idiotas que vemos en la redes sociales, en la prensa (que dicen) ‘ve a comprar vacunas’”.

Seguidamente el mandatario sube el tono de las ofensa e insulta al público presente, expresando que compraría más vacunas «solo si es en la casa de tu madre«. En cualquier parte del mundo «mentar la madre» constituye una de las mayores injurias que se pueden proferir entre personas.

La nueva acción de irrespeto por parte del gobernante brasileño, coincide con el día en que su país superó la barrera de las 1.910 personas fallecidas por coronavirus, además de avanzar por encima de los 71.104 contagios.

En su discurso, Jair Bolsonaro reiteró sus críticas contra las personas o sectores del país que acudieron al llamado de la Organización Mundial de la Salud, bajo la premisa de quedarse en casa para evitar la expansión del virus. Dijo que, a diferencia de esos ciudadanos, otros «no se acobardaron» y salieron a las calles a cumplir con sus deberes cotidianos.

«No se quede en casa, no se acobarde. Tenemos que afrontar nuestros problemas», fue la recomendación del presidente brasileño al pueblo. Igualmente añadió en su mensaje la pregunta «¿Hasta cuándo vamos a llorar?«.

El mandatario de la República Federativa de Brasil dejó ver cierta consideración con los adultos mayores y aquellas personas que padecen de alguna enfermedad, pero reiteró su preocupación acerca del destino que tendrá el país, en materia de economía, si el pueblo para sus actividades para protegerse de la pandemia.