Pelea-EEUU
Foto: Lechuguinos.com
Compartir
  • 47
    Shares

Dos mujeres protagonizaron una nueva escena de descomposición social y racismo que al parecer cobra más fuerza en EEUU con el gobierno de Donald Trump.

Un Mcdonald’s de Estados Unidos fue el escenario de una brutal golpiza propinada por una empleada hacia una clienta que pretendía hacer una recarga de bebida, que en el establecimiento estaba prohibido.

Una de las trabajadoras, de gran tamaño, se abalanza contra la clienta y le propina varios puñetazos, dejándole el torso semi desnudo y luego de ser separadas por otra trabajadora, esta le asesta otros golpes.

Luego, la trabajadora la arrojó contra otra mesa. En ese momento, otros empleados del local intervinieron y separaron a las mujeres.

Como si aún faltaran golpes, la trabajadora que inicialmente golpeó a la joven, volvió a propinarle otros puños y luego le dijo: “Mi madre no está muerta, tú respetas a mi madre”.

De esta manera se da otro episodio de la intolerancia hacia personas por su creencia, estilo de vida y hasta la contextura, desatando, además de burlas y memes, una forma de racismo que poco a poco gana fuerza en el país norteamericano.

Redacción Lechuguinos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here