Bolsonaro lanzó 1682 declaraciones falsas sobre Covid-19 en 2020

Una ONG revela que Bolsonaro lanzó en 2020, más de 1682 declaraciones falsas sobre la Covid-19, agravando la situación pandémica en Brasil.

Un informe publicado el jueves por la oenegé Artículo 19 precisa que el presidente brasileño, Jair Bolsonaro, emitió 1682 declaraciones falsas o engañosas en 2020, o sea 4 al día, sobre la pandemia de la Covid-19.

Tras subrayar el gran impacto de personas como Bolsonaro en la difusión de las desinformaciones a cerca de la pandemia, la ONG brasileña menciona algunas de las frases más controvertidas que Bolsonaro lanzó durante la crisis sanitaria, como su definición de la enfermedad como una “gripecita”, o su “promoción de discursos contra las vacunas y el confinamiento”.

Tal y como señala el informe, esas afirmaciones del mandatario brasileño, “empeoraron las tasas de infección y causaron una gran crisis de información con discursos altamente polarizados”.

Respecto a la libertad de expresión y el derecho a la información, Artículo 19 denuncia más de 460 casos en los que el ultraconservador brasileño o los ministros de su gabinete lanzaron declaraciones públicas atacando a los profesionales de los medios de comunicación, que se traducen posteriormente en “asedios y acciones judiciales contra periodistas”.

“Ese nivel de agresión pública no se había visto desde el final de la dictadura militar. La creciente hostilidad social contra la prensa y sus trabajadores y sus efectos descorazonadores no deben ser subestimados”, sostiene el informe.

Bolsonaro, debido al mal manejo en la pandemia, ha sido intensamente criticado, a tal punto que varios sectores y diferentes partidos del gigante latinoamericano han pedido que se emprenda un proceso de destitución (impeachment) en su contra.

En este sentido, al menos unas 500 ciudades brasileñas fueron el pasado sábado escenario de las marchas en su contra. Con gritos de “Fuera Bolsonaro”, “Vacuna en el brazo” y “Comida en el plato”, los manifestantes protestaron contra la inacción del presidente ante la rápida propagación de nuevas variantes del coronavirus y el lento proceso de la vacunación.