Compartir

La ultraderecha arrastrada quiso montar un nuevo fake contra la primera combatiente Cilia Flores y fueron derrotados en su intento.

La ultraderecha arrodillada a los mandamientos de Donald Trump pretendió ayer monar una nueva olla putrefacta contra la primera combatiente Cilia Flores. Estos amargados comenzaron a montar una falasa matriz sobre su estado de salud.

La sorpresita que se llevaron estos enfermitos mentales fue contundente cuando en horas de la tarde en una transmisión presidencial, apareció la primera combatiente junto al presidente Nicolás Maduro en perfecto estado de salud.

Los escuálidos comenzaron a llorar cuando la vieron caminando por los jardines de Miraflores y nuevamente quedaron aplastados y derrotados en sus intentos de generar falsas matrices de opinión.

View this post on Instagram

Otro Fake derrotado

A post shared by Pedro Carvajalino (@carvajalinozk) on

Redacción Lechuguinos